La dieta blanda es una fórmula que apuesta por la ingesta de alimentos light. Es decir, de productos poco pesados para su posterior digestión y facilitar así el tránsito intestinal. 

Esta dieta no fue creada con la idea de adelgazar sino con la finalidad de proteger nuestros órganos internos que se han visto  afectados por alguna enfermedad intestinal.

Es la que recomiendan los médicos a las personas con problemas gástricos o intestinales con el fin de ayudar al intestino en la recuperación de su actividad normal.

Entre las causas más importantes están las diarreas, los vómitos, la gastritis, las úlceras, las dificultades al tragar o disfagia, problemas en la boca en dientes o encías o por cualquier estado postquirúrgico, y en ocasiones también en estados prequirúrgicos.





Normalmente, cuando tenemos alguna dolencia de este tipo, los médicos siempre nos recomiendan hacer una dieta bastante blanda durante un número concreto de días para así facilitar por una parte la digestión al estómago y el funcionamiento del resto de órganos, y por otra, allanar el camino de la vuelta a la normalidad.





También es muy habitual que los profesionales nos recomienden hacer dieta blanda los días previos y posteriores a una intervención quirúrgica.

dieta blanda bien explicada

El tipo de alimentación que propone la dieta blanda es apta tanto para adultos como para niños, pues nadie está exento de tener molestias estomacales ni de pasar por el quirófano. 




Como se puede ver, esta dieta no pretende el adelgazamiento, la figura u otros aspectos de salud, .sino la ayuda a una perfecta digestión. Por eso muchos la llaman dieta de protección digestiva.




A diferencia de otras dietas que necesitan tiempo para conseguir los efectos deseados, ésta no suele pasar de dos o tres días para que se regularice el sistema digestivo.

En caso de que no se vieran los efectos en ese tiempo, habría que consultar al médico por si se trataba de un problema de cirugía mayor.


Tipos de dietas blandas

En la actualidad, podemos identificar tres tipos de dietas blandas:

  • Dieta blanda astringente: para la solución de problemas digestivos como la gastritis o la diarrea o las úlceras
  • Dieta Blanda no astringente: para mitigar las dificultades al tragar o los problemas en la boca , la mandíbula o los dientes.
  • Dieta blanda para patologías gástricas: ayuda a combatirlas y a aliviar el posible dolor derivado de la enfermedad.

Ese es el objetivo principal de esta dieta. No que se trate de una masticación fácil, como su nombre aparentemente da a entender, sino que ayude a una digestión fácil por medio de alimentos aptos para ello y que describiremos posteriormente.

Una especial importancia de esta dieta se da en los virus gástricos que son tan frecuentes en los niños y que tantos problemas y preocupaciones dan a los padres. Para estos casos daremos una guía de ayuda a los padres en esa difícil tarea. 


Alimentos permitidos en la dieta blanda

alimentos de la dieta blanda

Cereales, féculas/pan:

Frutas y verduras:

Legumbres:

Proteínas (carne, huevos y pescados):

Lácteos:

Sopas:

Postres:

Aceites:

Bebidas:


¿Qué alimentos hay que evitar a toda costa?

  • Alcohol
  • Salsas
  • Refrescos carbonatados.
  • Cafeína.
  • Cítricos.
  • Picantes.
  • Bollería y productos refinados.
  • Frituras y grasas excesivamente procesadas.
  • Tomate.
  • Frutos secos.
  • Cereales enteros.

Recomendaciones para seguir una buena dieta blanda

  • No comer mucho cada vez, lo ideal es comer poco pero varias veces al día.
  • No engullir los alimentos, hay que masticar bien cada bocado para ayudar a la digestión.
  • Mientras dure la dieta, no hacer ejercicio físico fuerte. Las horas de entrenamiento lo mejor es dejarlas para cuando nos hayamos recuperado.
  • No abusar de la sal y las especias en las comidas, hacen que las digestiones sean más pesadas lo que no ayuda a que nuestro aparato digestivo vuelva a la normalidad.
  • Evitar los dulces, las salsas, las frituras y, sobre todo, el licor y el tabaco. 

Cómo hacer atractivo el menú de esta dieta

Salvo que sea tu médico el que te recomiende un menú diario específico puedes hacer el que te proponemos a continuación

Como todo dieta, es primordial hacer 5 comidas al día y que estas no sean copiosas. Recordemos que nuestro objetivo es facilitar la digestión al estómago. Así que comeremos poco y varias veces a lo largo del día. 

Y es que, en líneas generales, podríamos decir que la dieta blanda es:

  • Baja en grasas.Pollo, pavo, conejo, pescados blancos y tortilla.
  • Pobre en fibra.Las legumbres están prohibidas así como las verduras con un elevado porcentaje de fibra como las espinacas. 
  • Sin azúcares, sin productos picantes e irritantes y sin bebidas alcohólicasPor todo ello, no se admite ningún excitante como lo son el café, el té y el cacao ni condimentos picantes como la pimienta, la tabasco o la guindilla.

Además de tener precaución a la hora de elegir los alimentos, también tenemos que tener cuidado a la hora de cocinarlos.

En la dieta blanda se recomienda hervir las verduras así como hacerlas al vapor, al papillote o al baño maría. Si mezclamos carnes con verduras, podremos hacer estofados o asarlos al horno, evitando hacer un uso excesivo del aceite.


Menú ejemplo para hacer la dieta blanda

LUNES

  • Desayuno: una o dos rebanadas de pan bimbo con fiambre de pavo.
  • Media mañana: una pieza de fruta muy madura.
  • Comida: caldo de pollo con fideos y una tortilla a la francesa.
  • Merienda: yogur con bifidus (libre elección) y una infusión (manzanilla, cola de caballo...)
  • Cena: crema de verduras con 3 o 4 lonchas de jamón de York.

MARTES

  • Desayuno: una o dos rebanadas de pan bimbo con fiambre de pavo.
  • Media mañana: una pieza de fruta asada o en compota.
  • Comida: puré de verduras (por ejemplo, calabacín) y lubina a la plancha.
  • Merienda: yogur con bifidus (libre elección) y una infusión (manzanilla, cola de caballo...)
  • Cena: hervido de judías verdes y patatas.

MIÉRCOLES

  • Desayuno: una o dos rebanadas de pan bimbo con fiambre de pavo.
  • Media mañana: una pieza de fruta madura.
  • Comida: arroz blanco hervido y un filete de pechuga de pollo a la plancha.
  • Merienda: yogur con bifidus (libre elección) y una infusión (manzanilla, cola de caballo...)
  • Cena: merluza en papillote.

JUEVES

  • Desayuno: una o dos rebanadas de pan bimbo con fiambre de pavo.
  • Media mañana: una pieza de fruta asada o en compota.
  • Comida: acelgas hervidas y un filete de pavo.
  • Merienda: yogur con bifidus y una infusión.
  • Cena: tortilla a la francesa.

VIERNES

  • Desayuno: una o dos rebanadas de pan bimbo con fiambre de pavo.
  • Media mañana: una pieza de fruta madura.
  • Comida: menestra de verduras y lenguado a la plancha.
  • Merienda: yogur con bifidus y una infusión.
  • Cena: puré de patatas.

SÁBADO

  • Desayuno: una o dos rebanadas de pan bimbo con fiambre de pavo.
  • Media mañana: una pieza de fruta asada o en compota.
  • Comida: pollo asado con manzana al horno.
  • Merienda: yogur con bifidus y una infusión.
  • Cena: crema de espárragos y caballa al horno.

DOMINGO

  • Desayuno: una o dos rebanadas de pan bimbo con fiambre de pavo.
  • Media mañana: una pieza de fruta bien madura.
  • Comida: conejo al horno.
  • Merienda: yogur con bifidus y una infusión.
  • Cena: crema de verduras.

¿Cómo dejar la dieta blanda?

Cuando tu organismo está más equilibrado y notas que te vas recuperando, la lógica es que al día siguiente no empieces a ingerir alimentos ricos en grasas o alimentos pesados que dificulten una buena y fácil digestión.

Lo ideal es que vayas añadiendo a tu dieta otros alimentos como carne de cerdo a la plancha otro tipo de pescado como el salmón cocinado al vapor, por ejemplo. Podríamos decir que tras terminar la dieta blanda continuaras con una dieta semiblanda durante unos días más para conseguir restablecer tu aparato digestivo en su totalidad.

Con paciencia en un par de días más podrás volver a tomarte el aperitivo que tanto apetece a media mañana.


¿Si hago dieta blando adelgazo?

El típico chascarillo que se hace cuando uno deja atrás una gastroenteritis o alguna enfermedad estomacal, que te tiene metido en el baño gran parte del día y que pasas unos días alimentándote de apenas nada, se dice que pierdes peso y que es la parte positiva, pero en eso se queda la cosa.

Porque esta dieta NO se debe hacer si no es por necesidad de la limpieza del organismo pero por establecer el equilibro natural de tu aparato digestivo y no por querer lograr perder esos kilos de más, ya que es una dieta que simplemente te mantiene y no te aporta la energía y las vitaminas que son necesarias para tu vida cotidiana.


La dieta blanda para vegetarianos y veganos

dieta blanda para veganos y vegetarianos

Esta dieta siempre lleva aparejado el consumo de carne y pescado, de huevos y de lácteos por lo que las personas vegetarianos o veganas puedan encontrar dificultades para llevar la dieta a cabo o no saber cómo sustituir estos alimentos, os vamos a dejar unas recomendaciones para que podáis recuperar vuestro sistema digestivo con los sustitutivos que podemos encontrar:

  • Las proteínas nos las aportan los purés de legumbres triturados, también podemos tomar lentejas peladas, es recomendable no abusar de ellas.
  • Si lo toleramos bien, el tofú es un alimento ideal, pero el tofú blanco sencillo, nada de comprar tofú condimentado o ahumado. Mala idea 😉
  • Las leches vegetales son un aporte de energía y vitaminas muy completo, las aconsejadas son la leche de almendras, la de avena o la de arroz. La de soja no es la más aconsejada para esta dieta.

Si quieres compartir con nosotros tus trucos para cuando tienes que hacer dieta blanda, serán bienvenidos 🙂

Amplia información:

Otras dietas que también te pueden interesar:

Los lectores llegaron a este artículo buscando:

A continuación te dejo un vídeo resumen por si acaso lo prefieres a leer, que esto siempre se hace más ameno. ¡Recuerda compartir el artículo si te ha gustado!

Dieta Blanda: Menú, Recetas y Alimentos Permitidos
4.69 (93.85%) 13 votes